52 Retos·Relatos

#34 Psicrófilo

Escribe un relato sobre un personaje con tu edad actual en su cumpleaños.

Querido Iván, 

El mundo acabó ayer. Esta mañana nos ha llegado el último mensaje de la Tierra, en la que decía que se daba por vencida. Se les está acabando el combustible para mantener encendidos los gigantescos motores, pequeñas chispas que no han sabido prender ninguna llama. Sin esa energía el sol no será suficiente para manteneros con vida… Aunque ya debes saber todo esto. Ni siquiera puedo imaginar lo que tienes que estar pasando en la Antártida, espero que al menos tus investigaciones estén siendo exitosas.
Sé que ya no podré hacerte llegar esta carta, ni siquiera sé si las demás te han llegado, o al menos no has podido contestarme. Pero me gusta poder expresar todo lo que pienso, e imagino las caras que debes poner mientras lo lees. En estos momentos me siento a tu lado, y eso es lo que importa.
En mi última carta te dije que estábamos a punto de llegar a nuestro destino, y así fue. Era un páramo desolado. Nuestros escáneres y cálculos predijeron abundante vegetación y agua, pero solo había de lo último y estaba congelada. Trajimos algunos bloques para nuestro viaje, estoy harta de esta agua procesada que nos hacen beber. Aunque ni siquiera sabemos si podremos beber del líquido extraterrestre.
Por consejo decidimos quedarnos aquí hasta que fijemos otro punto en nuestra ruta. Los científicos llevan desde entonces encerrados, buscando como locos otro trozo de universo habitable. Como bióloga les he estado ayudando, aunque hasta que no lleguemos a tierra firme mi trabajo no es estrictamente necesario. Supongo que intentan mantenerme ocupada. Ayer Yuri (la astróloga japonesa de la que ya te he hablado alguna vez) me llamó en plena noche diciendo que había encontrado nuestro hogar. Fui corriendo hacia su cubículo, donde llevaba días sin dormir mirando mapas espaciales. Me dijo que en el extremo oriental de la Enana de Fénix hay un pequeño planeta que cumple con todas las características necesarias. Se encuentra a más de 140 millones de años luz. Aún no lo ha presentado al consejo, porque quiere estar segura al 100%, pero cree que es la única opción viable. A ver si esta vez es verdad… Supongo que deberemos entrar en criosueño durante mucho tiempo. De camino aquí no hizo falta por lo relativamente cerca que nos encontrábamos, pero ahora nos pasaremos una buena temporada en cama. Ya lo probé en el entrenamiento y no es agradable: cuando te despiertas se te han atrofiado los músculos y tienes un hambre enorme. En cuanto sepa algo te lo diré, pero ya sabes lo indeciso que es el consejo… 
Espero que estés bien, o que al menos no sufras demasiado, no quiero pensar en cómo debes estar ahora mismo. Supongo que la casa de nuestros padres seguirá abandonada, como todas las demás de nuestro pueblo. ¿Aún viven todos en la capital?  Recuerdo cuando nos llevaban de pequeños, lo bien que nos lo pasábamos en la playa, y lo que nos dolía el cuello después de quedarnos mirando embobados los rascacielos. ¿Te acuerdas de cuando aquel hombre construyó un sol gigante con arena? Nunca habíamos visto nada parecido, pero intentamos copiarlo sin éxito. Quién nos iba a decir que iba a ser ese mismo astro el que nos iba a separar y a llevar a nuestra posible extinción…
Pero dejémonos de drama, ¡que mañana es tu cumpleaños! Seguro que creías que ya no lo recordaba con todo el rollo que te he echado. Pues que sepas que tienes un archivo adjunto esperando al final de este mensaje, espero que los disfrutes.
Te quiere, tu hermana,
Cynara
La puerta se abre y alguien entra, pero está bien escondido detrás de las últimas cajas, así que no cree que haya peligro. Apaga el móvil por si acaso, a la espera de que se vuelva a quedar solo en ese frío almacén. Por lo menos también funciona como despensa, así que estará bien alimentado durante el tiempo que dure el viaje. El criado (o eso es lo que le parece que es el hombre que ha entrado) coge una caja grande y se marcha de allí, permitiéndole que siga leyendo el mensaje de su hermana. El archivo adjunto es el vídeo de un pastel con 19 velas que se apagan al cabo de unos segundos. Cree que ya ha acabado cuando de la tarta empiezan a salir fotografías de ellos dos de pequeños. Sonríe mientras recuerda esos grandes momentos, como cuando se disfrazaron de poni en carnaval o las navidades en casa de sus tíos de Florencia.
Lamenta no poder responderle, pero teme que intercepten el mensaje desde la sala de mandos o algo por el estilo. Se había colado en la nave cuando se enteró de que era la última que quedaba en la Antártida, pero el elevado precio del billete le hacía posible entrar de manera legal. Así que allí está, rumbo al destino que había emprendido su hermana, sin saber el capitán y sus subordinados que allí encontrarían la misma muerte helada que la que les habría deparado el quedarse en la tierra.

Sabe que algún día le pillarían, y será entonces cuando usará esa baza, a la espera de que no decidan meterlo en el calabozo o abandonarlo en el planeta de hielo. Si ha podido sobrevivir en un mundo en crisis al borde la muerte, podrá hacer lo mismo en ese barco de ricachones. 

Guillermo Domínguez
Reseñas

El niño 44 #Tom Rob Smith

FICHA TÉCNICA

Título original: Child 44

Autor: Tom Rob Smith
Traducción: Mónica Rubio Fernández
Año de publicación: 2008
Páginas: 488
ISBN: 9788467031867
Saga: Leo Demidov #1









SINOPSIS


Unión Soviética, 1953. En un país en el que ningún ciudadano está libre de sospecha, una palabra de más, el menor desliz, pone en marcha la maquinaria de investigación, denuncia, arresto y, finalmente, muerte.
Incluso Leo Demidov, héroe de guerra y uno de los oficiales más destacados del MGB, corre el riesgo de convertirse en víctima del sistema.
Aunque en el paraíso del proletariado las autoridades han decretado que el crimen no existe, en un intento desesperado por salvar la vida y la dignidad, leo tendrá que enfrentarse a un enemigo terrible.
La historia de un hombre íntegro, en lucha con sus ideales, durante los años más duros del régimen estalinista. Porque cuando el miedo silencia una nación, alguien debe decir la verdad.


OPINIÓN PERSONAL


Primero de todo quiero decir que las novelas negras no me terminan de convencer. Leí muchísimas cuando era pequeño y me cansaron bastante, así que intento no acercarme a ellas a no ser que me las hayan recomendado muchísimo. Creo que siempre siguen los mismos patrones y tienen los clichés tan arraigados que es difícil encontrarte una novela que no los tenga. Por eso tuve suerte al no saber nada de éste libro. También ayuda que la sinopsis del que yo me leí (la que he puesto arriba) no explica demasiado, porque me he encontrado otras que te destripan medio libro. A mí me ha encantado no saber qué esperar en ningún momento.

Es mucho más que una novela negra, y por eso me ha gustado tanto, porque ha conseguido salir de los moldes. Los personajes están muy bien construidos, con una profundidad mayor que el simple “poli retirado” (aunque no quiero decir que no haya de esto). Una de las cosas buenas es que se muestra cómo han llegado los personajes hasta allí, no se limita a decir “un asesino mató a mi mujer y me retiré del cuerpo”, que parece que últimamente todos los policías, tanto de libros como de series son así… Una gran parte de la novela es para ir construyendo a estos personajes, a ver la relación que tienen entre ellos, sus conflictos y miedos. Me ha encantado la relación entre Leo, el protagonista, con su mujer Raisa.

También cabe mencionar la ambientación. Tengo que reconocer que no sé mucho de historia, por lo que no sé hasta que punto es real según que cosas que se narran sobre la Unión Soviética, pero dejando de lado la veracidad o no, me ha parecido que estaba muy conseguida. Había momentos que parecían sacados de 1984, con personajes a los que detenían por sus rezos o por “actitudes en contra del Partido”. En todo momento se siente el miedo al régimen, a que te detengan sin motivo y acabes muerto por ello. Informes falsificados, presos torturados, detenciones en medio de la noche…

La parte que me ha parecido más floja ha sido la de la propia investigación, por lo que he comentado antes, pero tampoco ha sido un suplicio, y seguro que a mucha gente le gustará. Pero me ha parecido mucho más interesante todo lo que hay alrededor de esta investigación.

Tampoco me ha gustado como se ha desarrollado el final, quizá demasiado precipitado. O igual yo me esperaba más… Lo que sí que me ha parecido bastante surrealista ha sido el asesino en sí. Sus motivos eran muy enrevesados, como en un intento de darle mayor profundidad. Está basado en el asesino Andrei Chikatilo, aunque lo único que tienen en común es el nombre prácticamente. Además, intenta sorprender con el motivo que tiene para matar, pero ya había visto lo mismo en una serie de televisión (que no nombraré para no hacer spoiler, pero me ha parecido un plagio bastante descarado).

A pesar de las críticas lo recomiendo mucho, sobre todo a aquellos que os gusten las novelas negras, porque esta se sale de las típicas. Tiene bastante acción y engancha muchísimo, es muy fresquita (perdón, tenía que decirlo).

Hay una adaptación de la novela, que aún no he visto, pero si lo hago ya comentaré si vale la pena en relación al libro o no. Y si alguien la ha visto, que me cuente que le ha parecido ;).


En definitiva, un thriller tremendamente adictivo y con unos personajes muy bien construidos, que se intenta alejar de los clichés del género.


VALORACIÓN



¿Lo habéis leído o queréis hacerlo?
Sin categoría

¡Cadena de relatos entre blogs!

¿Queréis uniros a nosotros en una cadena de relatos entre blogs?

El objetivo de esta iniciativa es la colaboración entre bloggers a los que nos gusta leer… ¡y escribir! Sí, ambas cosas son requisitos indispensables para participar en esta cadena de relatos, ya que para poder escribir cómo continua la historia, hay que haber leído los relatos previos (lógico, ¿no?). 
El dia 1 de agosto colgaremos en este blog el planteamiento de una historia, con unos cuantos personajes que puedan dar juego, un espacio inicial y un conflicto. En esa misma entrada nominaremos a 2 blogs que seguimos y a los que sabemos que les gusta escribir. La idea es que los dos nominados continuen la historia en el plazo de una semana, nominen a dos más… Así hasta finales de agosto. Recogeremos todas las historias que surjan y las publicaremos en septiembre para que podáis leer el resultado (sí, somos conscientes de que nos estamos cargando faena por placer).

Os avisamos ya que nuestra historia es muy típica, está llena de clichés, para que tengáis más espacio para crear. Podéis cogerla y destrozarla como os plazca, pero tened en cuenta que tiene que dar pie a que alguien la continúe. Seréis vosotros los que decidiréis si queréis acabar con los tópicos o los perpetuáis 😉
El funcionamiento si has sido nominado es el siguiente:
  1. Leer los relatos anteriores a tu nominación (IMPORTANTE: Pon el enlace del relato previo en el inicio de la entrada para que los que te lean puedan seguir el hilo de la historia)
  2. Escribir cómo crees que continua la historia (no hay límite de extensión, pero seamos coherentes)
  3. Nominar a 2 blogs (¡Asegúrate de que les gusta escribir!)
  4. Avisar al blog que te nominó y dejarle el enlace de tu relato
  5. Avisarnos a nosotros para que podamos seguir las historias (puedes hacerlo con un comentario en cualquier entrada o por twitter. ¡Si nos dejas el enlace, te estaremos muy agradecidos!)
  6. Tienes una semana para hacer todo esto*

No hemos hecho abierta la participación por dos motivos:
1. Queremos fomentar la colaboración entre bloggers y es una buena manera de recomendarnos mutuamente
2. Es más fácil controlar el hilo de la historia y evitar el caos
PERO PODÉIS AUTONOMINAROS (Seguid las normas de participación de este post y ya está)

¿Qué os parece esta iniciativa? Dejadnos en los comentarios si os gusta la idea y estáis dispuestos a participar 🙂

*Pero no seremos quisquillosos
Acciones

"Los programas de política tienen el mismo formato que Sálvame"

Entrevista a Alonso Barán, autor de Librepensamiento. Cómo no dejarse engañar

Alonso Barán es escritor, filósofo y guionista. En Librepensamiento. Cómo no dejarse engañar muestra su faceta más intelectual y transforma cinco años de filosofía en un ensayo breve, con toques de humor y accesible para todos. 

En un tono irónico y con una dinámica propuesta de ideas, este ensayo pone de relieve la forma de pensar del autor: un revelador análisis que reúne conocimientos de varias disciplinas académicas para conformar un punto de vista refrescante y diferente.

¿Cómo definirías Librepensamiento. Cómo no dejarse engañar?
Un ensayo breve, de fácil acceso, que explica cómo funcionan determinados procesos psicológicos. Se manipula usando una serie de técnicas para activar esos procesos y hacerte creer que estás pensando por ti mismo, pero ni mucho menos. La idea es que con una lectura rápida puedas formarte un conocimiento que te permita tener un pensamiento crítico.

“La gente tiene derecho a pensar con libertad, a establecer su derecho a la elección democrática y de forma libre. Y por eso a cualquiera que lo lea puede resultarle útil.”

¿Hay que saber de filosofía para leerlo?
No. El problema de la filosofía es que normalmente es un galimatías. Si no sabes un poco del tema, no te enteras absolutamente de nada. Hacer filosofía para filósofos es algo inútil. La filosofía tiene que adaptarse a los tiempos que corren. Hay que asumir que en nuestra sociedad todo es muy inmediato y tenemos muy poco tiempo. Así que quise hacer algo corto y de lectura rápida. La motivación precisamente era crear algo que todo el mundo pudiese leer, independientemente de su grado de formación. La gente tiene derecho a pensar con libertad, a establecer su derecho a la elección democrática y de forma libre. Y por eso a cualquiera que lo lea puede resultarle útil.

¿Cuáles son estas técnicas de manipulación que estabas comentando?
Hay varias. Por ejemplo, la utopía. Utopía significa lugar al que no se puede llegar. Es el no-lugar. Mientras tú estás vendiendo una utopía, diriges el pensamiento. ¿Qué ocurre? Como no se puede cumplir, lo que hacen es que te generan una necesidad que sí puede ser satisfecha. Basándose en la satisfacción de esa necesidad que te han creado, reciben apoyo para seguir gobernando. Dirigen el pensamiento y tú les legitimas porque te han cumplido, por ejemplo, que te van a hacer un tranvía. No lo necesitabas antes, pero ahora que ya lo tienes dices: “se nota que van a hacer muchos cambios. La utopía prometida de que van a darme un robot que trabaje por mí, ya la cumplirán”. Es una forma de manipulación.

¿Qué otras técnicas se usan?
El uso del lenguaje, con el que se pueden acortar las ideas. Y la manipulación de las emociones. Un ejemplo: la ira. O el miedo. Si yo utilizo un mensaje para generar ira, tú estás pensando en la emoción que te he creado y ya no crees en la realidad.

¿Hablas de la manipulación de los políticos?
Claro. Por ejemplo, en las últimas elecciones, viendo las encuestas pensé que sería más o menos como en diciembre. El decir “Estamos a punto de ganar”, “Vamos a ganar las elecciones…” es una forma de manipulación. Se creó una inercia que no era real.

Lo que se ha producido durante la campaña: Venezuela, el sorpasso… ¿es parte de esta manipulación?
Por supuesto. Existe la Teoría de la justificación del sistema, que dice que los seres humanos tenemos necesidades psicológicas: sentirnos valiosos, sentir que formamos parte de un grupo que es valioso y sentir que formamos parte de un sistema justo. Basándose en el estatus social donde van a ganar votos utilizan una emoción u otra. Si estás satisfecho con el sistema, en un bando utilizan el miedo a cambiar tu estatus. En el otro, la esperanza. Si no estás contento con el sistema, te prometen que harán que el sistema sea más justo.

¿Qué mecanismos tenemos para evitar esta manipulación y poder obtener un pensamiento crítico?
El conocimiento. El conocimiento es poder. Las élites siempre han querido que el conocimiento no llegue a la población, porque le disputarían el poder. En la edad media la gente no tenía acceso a conocimiento, no sabían cómo funcionaba nada. Esto ha cambiado y hoy en día tenemos acceso a conocimiento. Pero se nos oculta el conocimiento que te permite disputar el poder a los que nos manipulan y el conocimiento de cómo funciona la sociedad en sí. En el momento en que conoces las técnicas, tú las identificas. Cuando conoces las técnicas ya no te dejas engañar. Puedes decir: “Sé que me estás intentando manipular y no lo has conseguido”.

¿Es posible la política sin manipulación?
No. Desde que se inventó la democracia, ya existía la manipulación. Es imposible. Sería fantástico, pero la política hoy es el opio del pueblo. Los programas de política de hoy en día tienen el mismo formato que Sálvame. Sentados unos cuantos tíos discutiendo mientras hacen una entrevista a alguien. ¿Y a qué se dedican? A movilizar emociones. Eso engancha a la gente. La gente quiere emociones, quiere sentir anhelo, quiere sentir amor, quiere sentirse realizado.

“Las redes sociales han democratizado la opinión de la gente.”


Un factor necesario para la manipulación es la difusión de ideas. ¿Qué opinas sobre los medios de comunicación de masas y las redes sociales?
Los medios de comunicación tienen una influencia tremenda en la mente humana. Para hacer un análisis de la realidad, coges la información que es más accesible a tu memoria. Si los medios de comunicación insisten constantemente en un tema, esa información es la que retienes y con la que haces el análisis. Las redes sociales tienen una cosa muy buena: han democratizado la opinión de la gente. Antes, si te sentías mal con una cuestión política, no lo podías hablar con nadie más que tu vecino. Pero hoy eso se puede extender y podemos hablar de lo que nos venga en gana. El problema que tienen las redes sociales es que son un bombardeo constante de información y no te permiten tener un momento de reflexión.

¿Cómo podemos evitarlo?
No lo podemos evitar, ni mucho menos. Lo que hay que hacer es saber, es tener conocimiento. El problema está en que la gente no contrasta informaciones. Tú lo ves, pasa, y se acabó. Cuando ves una idea de alguien también hay que saber que está intentando conseguir algo con nuestra opinión. Es muy sencillo, un liberal conservador va hacer una cosa, un liberal social va a hacer una cosa, un comunista otras, un socialista otras… Tú tienes que poder decir: “yo tengo mi ideología y creo que ésta es la más beneficiosa para la sociedad y la que es más justa y ya me pueden contar misa”. El conocimiento es lo que hace que todas las personas sean inmunes.

¿Qué más podemos encontrar en Librepensamiento. Cómo no dejarse engañar?
El libro está dividido en varios apartados: antropología social, filosofía de las religiones, moral… Y lo que hago es un repaso de cómo funciona, por ejemplo, la moral, para cambiar el comportamiento. Es decir, una cosa es la ética y otra la moral. La moral tiene un código de conducta que haces tuyo e interiorizas. El problema que tiene eso es que te vuelves previsible y entonces es más fácil manipular a alguien así. Por eso, doy un repaso de la cultura. Cada uno tiene una cultura que ve como natural, porque ha nacido en ella. En el libro, hago un repaso a una serie de procesos que te permiten liberar la mente y luego incido en lo que es la manipulación política.

En el ensayo hablas de una chimpancé a la que enseñaron lengua de signos y empezó a mentir. Entonces, ¿podemos decir que mentir y manipular es innato? ¿O es cultural?
Lo que pasa es que el Homo Sapiens existe desde hace más de 100.000 años. El primer homínido que tuvo pensamiento antropomórfico fue el Homo Erectus, que se llevaba herramientas para cazar. Pensó en llevarse sus armas por si allí no encontraba material y se tenía que hacer un arma. Ahí es donde empezamos a pensar y fue hace 3 millones de años. La evolución del lenguaje es lo que nos ha permitido relacionarnos con los demás. Es cultural, no te puedes deshacer de la cultura. El vivir en una sociedad y en una cultura es lo que ha hecho que desarrollemos técnicas de manipulación y de mentir.

Sobre el proceso de escritura: ¿Cuánto tardaste en escribir el ensayo?
Yo siempre digo que he necesitado 5 años, porque tuve que estudiar la carrera de Filosofía. (Ríe) Y luego fue muy rápido, eso sí. Un par de meses de escribir el ensayo, porque tenía muy claro lo que quería escribir. Y luego, reescribiéndolo, que lo tienes que depurar… Lo que tiene la filosofía es que vas tirando de razonamientos, mientras que para escribir literatura tienes que crear un ambiente, o ves que algo no funciona, que no tiene tensión…

También has escrito un thriller, un guion de cine…
Bueno, yo soy guionista. El problema del cine es conseguir el dinero y es un follón. También he escrito una novela existencialista y la primera parte de una trilogía de thriller. Y El azar no se llora, un thriller psicológico que fue mi primera novela. Trata del descontrol, de dejarse llevar por las emociones y convertirse en una cosa arrojada al azar, sin tener el control de tu vida.

¿Y que ha sido lo que más te ha costado escribir? ¿El ensayo, con sus 5 años de carrera, o el thriller, que ya es ficción?
El thriller psicológico. Tenía que crear un universo que se estimulase por las emociones que sienten sin control los personajes y hacer que parezca que pierden el control de su vida. Son tres tramas que se cruzan y que van sobre el descontrol emocional y una cosa del segundo acto me descuadraba algo del primero y era un follón. Me dije que no me volvería a meter en un berenjenal así nunca más en mi vida. Quedó genial, pero el ejercicio intelectual fue muy agotador.

Para resumir toda esta entrevista, ¿por qué deberíamos leer Librepensamiento. Cómo no dejarse engañar? ¿Qué tiene que no tengan otros ensayos?
Tiene humor, porque a mí, cuando estudiaba filosofía, me metían unas chapas insoportables. También es un ensayo corto, como un manual, así que puedes decir: “quiero saber sobre demagogia, sobre psicología social” y vas allí directamente. Y va muy al grano, está lo que necesitas saber, sin poner todos los razonamientos que te han llevado hasta allí. Aunque no es a partir de reflexiones mías, claro. Está basado en fundamentos, no me lo invento. Y en 4 horas te generas un pensamiento inmune a la manipulación.

Una pregunta extra en la línea del blog: ¿Qué estás leyendo ahora?
Ahora mismo estoy leyendo dos libros: un manual de psicología social y luego, para distraerme un poco, La verdad sobre el caso de Harry Quebert. Tiene una cosa muy buena: te mezcla tiempos, pasado y presente, y todo va encajando. Lo malo es que a mí las novelas negras… Que tenga que leer 700 páginas para que me digan: Y el asesino es… Pues no necesito tanto, la verdad. Pero claro, no es como el manual de psicología social, que es más denso.

¡Muchas gracias por la entrevista!

Dónde se puede adquirir Librepensamiento. Cómo no dejarse engañar

Os dejamos la sinopsis del ensayo:

¿Qué puede aportar el librepensamiento a la democracia?
Esta obra busca proporcionar al lector los elementos que necesita para desenmascarar las técnicas de manipulación ideadas para dirigir nuestra mente y nuestra libertad de elección.
Con un estilo ameno y mordaz, se desvelan los mecanismos que usan quienes aspiran o detentan el poder para conseguir sus objetivos a costa de la ciudadanía. La presente obra es un recorrido a través de la psicología social, la filosofía y la antropología cultural como fundamentos para tener un pensamiento creativo y libre.
Descubrir cómo opera el poder y cómo direcciona nuestro pensamiento se pone al alcance de cualquier lector, con independencia de su grado de formación, para que pueda pensar con libertad.
52 Retos·Relatos

#14 Guille Domínguez y el Reto Literario

Describe cómo eras de niño como si fueras un personaje de un libro (narrador en tercera persona).

Guille era un niño bastante tranquilo. Tenía el pelo negro, con un flequillo que dejaba entrever una pequeña cicatriz en su frente que se hizo cuando tenía 2 años. Le gustaba fingir que un señor Tenebroso se lo había hecho, pero el culpable no había sido otra cosa que el marco de una puerta. A esta fantasía se le unían las gafas, que le conferían el aspecto de un niño mago.
Era bajito y delgado, y siempre iba con un libro bajo el brazo. Le encantaba leer, aunque su hermano pequeño siempre le molestara y le obligara a irse a su habitación a hacerlo. También le gustaba escribir, tenía una libreta de cuadros que, en vez de usarla para las matemáticas como era el objetivo principal, formaba los límites de sus relatos. Escribía de todo, aunque siempre dejaba sus relatos a medias, porque se le ocurría una nueva idea que creía que era mejor que la anterior, y acabó formando un montón de mundos a medio hacer.  A veces, cuando se siente nostálgico, los vuelve a leer, y se ríe de lo malos que son (aunque no le gusta reconocer que escribía mejor que ahora).
Una vez actuó en un corto que había escrito la madre de una amiga suya, y se dio cuenta de que le gustaba actuar. Al año siguiente, ya en el instituto, formó parte del grupo de teatro, donde se encontró con una chica llamada Marina, que compartía su afición a la literatura.
Al cabo de los años, mientras hablaban del mundo de las letras, tuvieron una gran idea, y empezaron un proyecto, llamado “Resistencia lectora” (sí, se fliparon un poco).
Y, como dicen, el resto es historia.
Guillermo Domínguez
52 Retos·Relatos

#11 Banquete

Describe algo que has comido esta semana: los colores, texturas, sabores…

Ayer fui a un buffet libre. Como era el cumpleaños de mi padre decidimos salir a comer fuera, y la verdad es que acabé lleno. Arrasé con todo lo que había. Empecé fuerte y me pedí un gran chuletón, poco hecho, como a mí me gusta, y lo disfruté como si hubiera sido mi última cena. Después seguí con pasta, arroz, incluso un poco de verdura, aunque no me gusta demasiado.
Fue un absoluto manjar. Pero lo que más me gustó fue el postre: un pedazo de pastel de distintos chocolates. Hecho de tres pisos, a cada cual más delicioso, pude saborear el paraíso hecho comida. Fui muy lento, no quería desaprovechar el sabor con mi gula. Primero había chocolate negro, con birutas por encima. En medio estaba el blanco, mi favorito por excelencia, aunque fue difícil decir cual estaba mejor, porque el chocolate con leche del último piso se abrió paso por mi boca, esparciendo placer allá donde iba. 
Cuando acabé no pude evitar chuparme los dedos, o lo hubiera hecho si de verdad hubiera ido a un buffet libre. En lugar de eso me limité a comer un pedazo de pan y seguir con mi camino, esperando llegar por fin a algún país que quiera acogernos. Estúpida guerra…

Guillermo Domínguez
Divagaciones

Las ventajas de ser un lector

“Leer literatura de calidad, se ha demostrado desde siempre, nos engrandece y mejora como seres humanos.”

Toda la vida nos han dicho que leer es bueno para nosotros, y ya nos ha ido bien porque nos apasiona la lectura, ¿pero hasta qué punto es cierta esta afirmación? Aquí os traemos tan solo algunas de las ventajas que ofrece este arte:

1. Aumenta nuestro vocabulario: dicen que una novela debe tener entre 60.000 y 200.000 palabras, con lo que hay vocabulario de sobras para que podamos aprender y retener. Y si leemos en otro idioma, incluso mejor, porque también interiorizaremos estructuras del idioma, por ejemplo.

Según un artículo de la revista Reading Psychology, “cada dos o tres años que pasamos durante la infancia sin lecturas veraniegas implican perder al menos un año de aprendizaje”. Incluso se dice (en otro artículo similar, esta vez de la Universidad Johns Hopkins) que “los efectos acumulativos de no leer en la infancia se notan incluso durante la secundaria y en la universidad”.

2. Reduce el estrés:al introducirnos de lleno en una lectura nos abstraemos por completo, dejando nuestros problemas y preocupaciones en el mundo real. El hecho de leer reduce el latido del corazón y la presión muscular, llegando a reducir en tan solo 6 minutos un 60% el estrés. Y ya sabemos lo malo que es el estrés (¿quién no lo ha vivido alguna vez en sus propias carnes?), que puede originar o empeorar algunas dolencias neurológicas, como trastornos del sueño, cefaleas o epilepsias.

3. Favorece la concentración: el ser humano es un animal despistado, que se distrae con cualquier nuevo estímulo que se le presenta. Esto era muy útil para nuestros antepasados, porque al estar atentos podían descubrir comida o depredadores, de modo que luchamos contra nuestra naturaleza al concentrarnos de éste modo. ¡Hagamos frente a esa mosca tan simpática que se acaba de apoyar en la ventana!

4. Estimula el cerebro: el término “reserva cognitiva” se refiere a la habilidad que puede tener nuestro cerebro de adaptarse a cambios causados por la edad o patologías determinadas. Bien, pues estáis de suerte lectores: la lectura y la escritura pueden aumentar esta reserva. También fortalece las conexiones neuronales y estimula la actividad cerebral. Al leer hacemos muchas cosas a la vez, aparte de imaginar todo lo que está ocurriendo, llorar por algún personaje muerto (esto beneficia a la empatía) también ordenamos las ideas, interrelacionamos conceptos y ejercitamos la memoria.

La lectura, se sabe desde hace años, estimula las áreas del cerebro que se relacionan con el lenguaje, como el Área de Broca o la de Wernicke. Pues gracias a un estudio publicado en la revista NeuroImage se ha podido descubrir que llega incluso más lejos. Éste estudio consistía en que los participantes debían leer unas palabras seleccionadas mientras se les hacía una resonancia magnética funcional del cerebro. Y se descubrió que, al leer palabras que se relacionan con olores, como “perfume”, el córtex olfatorio primario se iluminaba. Pasaba lo mismo con metáforas relacionadas con el tacto y las áreas que codifican éste sentido.

Los lectores tenemos más materia y gris y neuronas, y esto no se limita solo a las áreas del cerebro que se encargan de la lectura, como hemos visto antes. Incluso se demostró en un estudio de la Universidad Católica Portuguesa en el que se comparaban los cerebros de lectores con personas analfabetas, que los analfabetos oyen peor. 


Como podéis ver, ser lector tiene grandes ventajas, aunque supongo que ya disfrutáis de la lectura de por sí. Y esto solo han sido algunas ventajas fisiológicas, porque podríamos pasar horas hablando de lo que le hace a nuestra mente: empatía, imaginación, pensamiento crítico…

Y para acabar, os dejo con una cita que resume toda la entrada:


“La lectura es para la mente lo que el ejercicio es para el cuerpo.” Joseph Addison




Aquí podéis encontrar los artículos de donde he sacado la información:


New York Time: Your brain on fiction